lunes, 17 de marzo de 2014

PLAYAS (I)

¡Ohhh! mi príncipe
tienes remolinos
en los cabellos,
arena en las orejas
y el ombligo
lleno de peces.

7 comentarios:

esteban lob dijo...

Los peces deben estar de lo más deconcertados, apreciada poeta.

TORO SALVAJE dijo...

Tú príncipe parece un Dios.

Saludos.

María José Collado dijo...

Debe ser un príncipe muy especial. Lo siento lleno de sensualidad
ofreciendo algún paraíso desde su boca de mar y sus manos de húmedo barro. Un beso.

Miranda J. Bonhome dijo...

Qué lindos versos.

tecla dijo...

Pero qué cosas tan bonitas le dices a tu chico, La sin verso.
Es un hombre afortunado.

rafaelpavonreina dijo...

Enorme. Me has hecho sonreír de ternura. Saludos.

tecla dijo...

Yo quiero un ligue como el tuyo y que tenga peces en el ombligo.