domingo, 16 de marzo de 2008

CEGUERA


Me deslumbraste,
eras un interminable
luminoso de neón
en el oscuro rostro
de una noche cerrada.