jueves, 21 de agosto de 2008

VERSO

Entre las manos lilas
planeta de palabras

naciente forcejeas.
Soy un trino verseando
rumores de ventana.
Ven, ven.
Tengo las alas
esperando una ambulancia,
muertas de risa,
buceando en la nostalgia
de vivirse.
Ven, ven.
Te envuelvo de regalo
mil dolores,
sólo conozco el tren
de sílabas perdidas,
el único que aún
me lleva a alguna parte.
Ven, ven.
Entre las soledades
me revuelves,
le gritas a mis sombras
que estoy viva,
no dejes de venir
que si no vienes,
jamás iría.